La nueva cosecha de Castillo de San Diego se viste de fiesta para la Navidad 2013

Bodegas Barbadillo, pionera en la producción de vino blanco y primera empresa comercializadora de manzanilla, vuelve este año a cumplir con su cita anual presentando su nueva cosecha 2013 de Castillo de San Diego, tan grata y fresca como siempre, aunque con un sabor más único si cabe y una imagen distinta, festiva y elegante.

Montserrat Molina, enóloga y directora técnica de Bodegas Barbadillo, está especialmente satisfecha de la evolución que la calidad de Castillo de San Diego ha logrado en los últimos años, gracias a un trabajo de perfeccionamiento continuo de la fórmula que ha hecho de este vino blanco seco un referente. El trabajo partía de la premisa de que no había que perder las cualidades más reconocibles del vino, las que hacen que cada vez sean más sus consumidores. En esta ocasión, la nota de cata recoge que Castillo de San Diego brilla con reflejos dorados como el sol y destellos amarillos y verdosos. En nariz es alegre y sabroso, con notas de fruta madura y toques cítricos. Un blanco joven, gustoso en boca, elegante y ágil, con recuerdos muy vivos de uva palomino. Un vino perfecto para acompañar pescados y mariscos, pero también sushi o sashimi, gracias a la multitud de matices que encierra cada copa. Castillo de San Diego, también en Navidad, sigue siendo el “Vino del Mar”.

“Se trata de una cosecha excelente fruto de un cuidado minucioso y de una climatología ideal para las necesidades de la uva.” señala Montserrat Molina, “La primavera fresca y sin lluvias ha permitido que la sanidad de la uva haya sido excelente. En verano las temperaturas no han sufrido subidas intensas de manera que la maduración ha sido adecuada. Como resultado tenemos un vino con los caracteres de suavidad y elegancia propios de la uva Palomino, en el que destaca una nota fresca que hace que el vino resulte muy afrutado y apetecible.“

Una decoración navideña que invita a celebrar Si en años anteriores la botella de Castillo se llenó de estrellas doradas de mar que adornaban el árbol de Navidad con los reflejos dorados del sol de verano o de la cálida y blanca arena de las playas que añoramos en invierno, en esta ocasión el ‘sleeve’ se viste de lentejuelas doradas para llevar la fiesta a cada mesa en la que se sirva Castillo de San Diego. Para brillar con reflejos dorados como el sol, porque… “Esta Navidad el Mar brilla más que nunca”

Un año más, la edición especial de 15.000 botellas decoradas la podrán disfrutar los consumidores en establecimientos de hosteleria en toda España así como prescriptores, periodistas y críticos especializados en una caja muy especial, también vestida de lentejuelas,. Una presentación especial para un vino que cada año consigue superarse.

 

 

 

Aquí tenéis el catálogo de Navidad 2015

CATALOGO NAVIDAD EMPLEADOS